Toma de Posesión de la nueva Junta de Gobierno

0

El pasado día 5 de Julio de 2019 tuvo lugar en la Parroquia de San Isidro Labrador Eucaristía y Toma de Posesión de la nueva Junta de Gobierno. La Eucaristía comenzó a las 20 horas y fue presidida por nuestro Director Espiritual D. Indalecio Humanes Guillén.

Fue un acto muy emotivo en el que todos los miembros, encabezados por el nuevo Hermano Mayor D. Víctor Cruz tomaron posesión de sus cargos.

El Hermano Mayor saliente D. José Ordoño y el Hermano Mayor entrante pronunciaron una emotivas palabras.

Al termino del acto tuvo lugar un encuentro de convivencia y confraternización entre todos los presentes.

La Junta de Gobierno quiere agradecer el cariño y apoyo mostrado por nuestro Hermano Mayor saliente, D. José Ordoño y a los miembros de su Junta de Gobierno, a la Hermandad de Pasión y Muerte, a la Hermandad de la Anunciación de Juan XXIII, a D. Serafín Pineda Delegado de las Hermandades del Viernes de Dolores y Sábado de Pasión, a D. Juan Carlos Cabrera Delegado de Gobernación y Fiestas Mayores del Excelentísimo Ayuntamiento de Sevilla, a la Comunidad General de Vecinos y Propietarios de Pino Montano y a todas las entidades de nuestro barrio que nos acompañaron.

A continuación os dejamos con las palabras que pronunció nuestro Hermano Mayor, D. Víctor Cruz:

 

“Sr. Reverendo Párroco y Director Espiritual de nuestra Hermandad.
Representantes del Consejo Pastoral de Nuestra Parroquia de San Isidro Labrador.
Hermano Mayor de la Hermandad de Pasión y Muerte.
Hermano Mayor de la Hermandad de la Anunciación de Juan XXIII.
Delegado de las Hermandades de Viernes de Dolores y Sábado de Pasión.
Delegado de Gobernación y Fiestas Mayores del Excmo. Ayuntamiento de Sevilla.
Presidente de la Comunidad de Vecinos de Pino Montano. Representantes de las distintas entidades de nuestro barrio.

Buenas noches a todas y a todos,

Quisiera comenzar dando las gracias a nuestro Director Espiritual y Párroco de nuestra parroquia de San Isidro Labrador D. Indalecio Humanes Guillen, al que siempre le estaré eternamente agradecido por atenderme, escucharme y animarme sobre todo en estos últimos meses que han sido muy dolorosos para mí y para mi familia. Padre, le pido a Vd., que siga ayudándonos y aconsejándonos en todos los Cabildos de Oficiales que realicemos y nos guie en la importante misión evangelizadora que debemos de realizar con los feligreses de nuestro barrio.

También quiero dar las gracias de corazón al que hasta ahora ha sido nuestro Hermano Mayor D. José Ordoño Álvarez, por su dedicación y entrega hacia nuestra Hermandad. Pepe, ha sido un placer trabajar contigo y aquí tienes tu hermandad y tu amigo para lo que necesites.

Gracias igualmente a todos mis compañeros de Junta que hoy ponen fin a su mandato y que han realizado una labor inmensa al servicio de nuestras hermanas y hermanos por lo que os pido que en esta etapa nueva de mi vida que voy a afrontar como Hermano Mayor, estéis a mi lado ayudándome sobre todo con vuestra experiencia en hacer mucho más grande nuestra Hermandad.

Permitidme que haga una mención especial a dos miembros de Junta a los cuales les tengo mucho cariño y a los que considero amigos míos, Rufino Gómez Gómez y Benito Rodríguez Pérez. Estas personas llevan luchando por nuestra Hermandad toda su vida y han demostrado siempre su entrega, trabajo y dedicación hacia nuestra corporación, deciros que siempre os pondré de ejemplo a seguir, y siempre os llevare en mi corazón.

También quiero agradecer a las hermanas, hermanos, feligreses y vecinos, sus muestras de cariño y afecto hacia mi persona y hacia los nuevos miembros de esta Junta de Gobierno. Además, quiero tener un recuerdo para las hermanas, hermanos y devotos que hoy no se encuentran presentes entre nosotros por motivos de enfermedad y muy especialmente para nuestro Ex Hermano Mayor D Antonio Jiménez Ríos y nuestro ex Consiliario Idelfonso González Terrón. Les pido al Señor de Nazaret y su bendita madre que les de salud.

Todos los que me conocéis sabéis el amor que le proceso a nuestros Titulares y a esta gran Hermandad por lo que ser Hermano Mayor me genera una gran ilusión siendo consiente del trabajo y esfuerzo que supone esta responsabilidad por lo que espero estar a la altura de este cargo.

Quiero felicitar a todos los miembros de esta nueva Junta de Gobierno, hoy habéis jurado cada uno vuestro cargo ante el altar, pero deciros que pongáis todo vuestro trabajo y esfuerzo al servicio de nuestras hermanas y hermanos, siempre siendo responsables de vuestras diputaciones sin olvidar los pilares más fundamentales que tienen nuestras Reglas que son la CARIDAD, la FORMACIÓN y LOS CULTOS.

Siempre he comentado que me gustaría no separarme de aquel camino a seguir que nos transmitió nuestro Cardenal Don Carlos Amigo Vallejo cuando nos erigió Hermandad de Penitencia. Él nos puso la tarea de evangelizar y además nos propuso un modelo basado en una perfecta simbiosis que son IGLESIA, HERMANDAD Y BARRIO. Estoy complemente seguro de que si nos unimos todos y trabamos codo con codo lograremos una mejor convivencia de vida de nuestra Hermandad y cumpliremos con los objetivos que llevamos marcados en nuestro. Proyecto.

Quiero expresar mi agradecimiento a las personas más importantes de mi vida, mi mujer Carmen y mis hijas Alba y Carmen, por lo mucho que me han ayudado y apoyado en tomar esta decisión de presentarme a Hermano Mayor. Deciros que habrá momentos de mucha satisfacción, pero habrá otros que tocará sufrir por lo cual os pido me sepáis comprender y me mostréis siempre vuestro apoyo y cariño como hasta ahora lo habéis hecho.

No puedo terminar sin mencionar a mi padre Rafael Cruz Gómez, Mayordomo que fue de esta Hermandad desde sus inicios, sin él os puedo asegurar que hoy no sería Hermano Mayor. Él fue la persona que me insto a tomar la decisión de presentarme al cargo. A él y a mi madre le debo todo en la vida, mi formación, mis valores cristianos, mi vida como cofrade. Sé que hoy él me está escuchando desde el balcón del cielo junto a mi tío Candela y mi tía Encarna, fundadores que fueron de esta bendita Hermandad.

Sin alargarme más, comentaros a todos los presentes que este proyecto sin vuestra contribución y apoyo no sería posible, por lo que os tiendo la mano a todas las hermanas y hermanos, a la Parroquia y a todas las instituciones del barrio para que participéis en seguir construyendo una gran Hermandad que es lo que se merece Pino Montano.

Quisiera por último despedirme dando a todas y a todos las gracias por habernos acompañado hoy en un día tan importante para nuestra hermandad y pido a Nuestro padre Jesús de Nazaret y a su bendita madre María Santísima del Amor os colme de bendiciones.

Muchas gracias a todas y a todos.´´

Comentarios están cerrados.